jueves, 1 de diciembre de 2016

Barranco de la Raja o Rambla Blanca. Impresionante cañón con final termal, Granada



Próximo al balneario de Alicún, nos encontramos con el que puede ser considerado el primer cañón termal de Andalucía. Se trata de una corta garganta fuertemente excavada sobre calizas micríticas blancas, que en su parte baja tiene una surgencia de aguas termales que ponen la guinda a la actividad.

Un cañón poco conocido a pesar de ello, puesto que la gorga más importante no suele ser de agradable recorrido por la cantidad de aves que allí habitan, que hacen que lo habitual sea encontrarse cantidad de restos y pozas estancadas, tal y como reseñan nuestros colegas:

http://espeleomalaga.blogspot.com.es/2016/05/barranco-la-raja-o-rambla-blanca-alicun.html

Por este motivo, después de las copiosas lluvias de la semana anterior, a fecha 28 de noviembre, José M. Gómez (Chema) del GEG, Laura y Paco (ECDC-Andalucía) decidimos probar por primera vez este cañón a riesgo de encontrarlo un tanto desagradable. Sin embargo había corrido el agua por lo que las pozas se habían "limpiado" y además colmatado, aunque ya empezaban a haber numerosos excrementos de aves. Destacar que no encontramos ninguna badina profunda, máximo hasta la cintura, puntualmente el pecho. Se ve que el barranco ha arrastrado material estas últimas lluvias. 

Tras una rápida aproximación sin combinación de coches encontramos una instalación relativamente correcta. Reseñar que la poza del R4 estaba desaparecida por una importante acumulación de arcillas. El R5 tan solo tenía una chapa. En el R6 debería sustituirse la instalación puesto que a la izquierda tan solo hay una chapa y el roce y la recuperación son preocupantes y en el mismo cauce hay otra instalación incompleta que por su ubicación está muy expuesta a crecidas. Desde la instalación de la izquierda hay al menos al menos 25 m con un espectacular volado.



R3

R4


R5, que nos recuerda a los grandes de Castril



El ambiente está asegurado


Una vez en el puente de la carretera, donde se salieron nuestros compañeros malagueños, hay un pequeño rápel de unos 5-6 m que cae a una bonita badina formada por una surgencia termal, resultando el primer barranco termal de Andalucía. La instalación eran dos chapas un tanto viejas a las que colocamos sendos maillones. El baño está asegurado pues el agua debía rondar los 30 ºC y desprendía ese típico olor a aguas sulfurosas de las aguas termales.

R7 bajo el puente, surgencia de aguas termales






A continuación el barranco se engorga levemente con una sucesión de surgencias que le da un ambiente único, donde la vegetación y el vapor termal son los protagonistas. Incluso una poza invita a dar un pequeño salto. 

Por debajo el barranco se abre formando dos cascadas destrepables que nos sirven de "spa", siguiendo ya una zona abierta donde la vegetación es cada vez más espesa y el interés deportivo y temperatura del agua decrecen.

Desde el final de las cascadas el retorno hasta el puente supone entre 5 y 10 minutos.

Rincones preciosos

un pequeño salto



Los vapores nos acompañan



"Spa" natural y termal


Nota: Es más que recomendable realizar el descenso después de abundantes lluvias para encontrar  el cañón superior limpio, porque hay pozas estancadas con aguas podridas inevitables si se hace en estiaje. La parte termal pone la guinda al pastel, pero si se va solo a eso no tiene interés barranquista.
















2 comentarios:

  1. Interesante lugar. ¿Soléis hacer bioespeleologia?. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hemos hecho algunos estudios de trampeo, los más recientes para la universidad de Almería:

      https://grupoespeleologosgranadinos.blogspot.com.es/search/label/Bioespeleolog%C3%ADa

      Eliminar

 
Subir